.comment-link {margin-left:.6em;}

Cigarrillos sueltos, puchos levantados

Este es el blog de un forista de internet. Y compila aquellos posts que son a la vez respuesta a consignas varias y textos en sí mismos. Son una parte muy mínima de un momento muy mínimo. Estúpidas ocurrencias a la hora de dejar algo escrito en una pantalla y para ser leido con el escaso interés que los foros de internet lamentablemente despiertan. Buddy

Mi foto
Nombre: Budijoly
Ubicación: Villa Urquiza, Ciudad de Buenos Aires, Argentina

Tecladista y escritor under. Estudié Comunicación (UBA), Comisariado de a bordo, el cuerpo de alguna mujer, cómo dormir chicos y otras atorrancias varias...

domingo, marzo 26, 2006

Acerca de Helena de Troya, Argentina y el 24 de marzo:

Acabo de ver Troya, la película de nuevo.
Ya saben, la historia de siempre:
Que Paris, principe de Troya se roba a Helena de Esparta,
que toda Grecia se une para luchar contra Troya,
que Aquiles acude -en busca de gloria- y se enamora de Briselda, troyana,
que Hector (gran guerrero hermano de Paris) mata al primo de Aquiles,
que Aquiles mata por eso mismo a Hector,
que los griegos simulan huir de Troya,
pero entran a Troya en un caballo de madera dejado como tributo a Poseidón que los mismos troyanos entran en la ciudad,
que Menelao, Príamo y muchos etcéteras mueren,
y todo por qué?
por una mina.
Encima la pareja de Paris y Helena escapan luego de la caida de Troya.
Esa es la historia oficial, al menos la historia romántica destrás de la cual lo que en realidad se disputaba era poder. Y el poder en ese entonces era el mismo de ahora, dinero.
Pienso en esto hoy, 25 de marzo, despues de la conmemoración por los 30 años del golpe del 76.
Y pienso en que nada cambió, nada.
Se sigue recordando el golpe y discutiendo que si la subversión o si los milicos. Que tal estuvo mal. Que tal estuvo peor. Que la muerte y la represión, que las bombas y la guerra, y la población librepensante perseguida, y los exilios, y un largo etcétera.
El otro día hablaba con una amiga que trabaja en el Conicet, una mina que la sufrió en esa época cuando tenía 17 años. Y me decía: ¿Sabés lo que me da bronca? Que lo que más resuene siempre es esa lucha de si los monto o los milicos, que quien tenía razón o que los dos estaban errados y las muertes y eso. La historia pasional, las heridas personales, eso que hace que cualquiera sienta piedad o asco. Eso que llega a los corazones y los alimenta y a todos nos duele. Pero poco se hace por cambiar algo de lo que es la verdadera base del golpe, y que fue la intitución de un modelo económico asesino que aún hoy está vigente. Es como que hay una cortina de humo donde el poder te deja hablar de sus miserias mientras no le toques el bolsillo. ¿O acaso quienes tienen el poder real (no el político-institucional) hoy no son los mismos de entonces?
Y las miserias del poder hablan de luchas por un país que ambos bandos dicen amar.
No escribí "amar" en vano, lo remarco porque "amar"es usado como sinónimo de "querer".
Pero si bien amar es "darse al otro" porque el destino (el otro) es el fin del amar; querer en cambio es "desear al otro", poseerlo, hacerlo de uno. Yo quiero ese auto, esa casa, ese país, esa mujer.
Ese país, Argentina.
Esa mujer, Helena, que -como se dijo una vez de Marilyn Monroe- era deseada por todos y amada por nadie.

Buddy

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home